Tell Magazine

Columnas » Archivo Histórico

EDICIÓN | Enero 2012

Club de Viña

Por Lorena Brassea Pizarro, Prof. Historia y Geografía, Archivo Histórico patrimonial, I. Municipalidad de Viña del Mar
Club de Viña

A principios del siglo XX, Viña del Mar se conformaba como una importante cuidad. Su atractivo se lo daba el poseer amplios espacios, buen clima y hermosos entornos; esta situación significó  que destacadas familias se avecindaran en el territorio. <br /> Los nuevos habitantes realizaban sus reuniones sociales en diversos lugares y entre estos se destacaba el Gran Hotel, primer centro de hospedaje viñamarino. Sin embargo, con el pasar de los años y la mayor consolidación de la comuna, surgirá la idea de crear un espacio más adecuado para las tertulias de los caballeros. Es así como, en las mismas instalaciones del hotel, surgió la iniciativa de crear un club; la moción fue presentada por el señor Jorge Borrowman a un grupo de antiguos vecinos de la ciudad, entre ellos: David Burns, Víctor Prieto Valdés, José Luis Walker, Carlos Álvarez Condarco, Manuel Pardo Correa, almirante Juan M. Simpson, Alberto Phillips, Fernando Silva Maquieira, Julio Dittborn, Julio Grisar, Jorge Sharpe, quienes prontamente aceptaron la iniciativa.<br /> <br /> Las primeras sesiones se realizaron en el Gran Hotel, la cuota se fijó en cincuenta pesos por la incorporación y cinco pesos mensuales; a las pocas semanas había un centenar de socios inscritos. Se determinó arrendar un local en la calle Álvarez, el que habilitaron rápidamente con el mobiliario necesario para iniciar las reuniones, instalaron además una sala de lectura y una cantina. <br /> <br /> Tiempo después, arrendaron otro espacio como sala de baile, en calle Montaña, el que unieron al club de calle Álvarez. En este lugar se celebraron importantes fiestas y reuniones, hasta que se produjo el terremoto de 1906, que destruyó gran parte del establecimiento de calle Álvarez, por lo que se tuvo que trasladar momentáneamente a la sala de baile.<br /> <br /> Esta situación llevó a que se buscara un lugar definitivo para emplazar el club. Se adquirió un terreno frente a la Plaza Sucre, a través del aporte del dinero necesario, por parte de algunos socios del club. Para esto se formó una sociedad anónima con personalidad jurídica y se vendieron acciones con un valor de quinientos pesos cada una.<br /> <br /> La construcción del edificio se encargó al arquitecto italiano Héctor Petri, muy conocido en la zona por su participación en varias obras en la ciudad tras el terremoto. <br /> <br /> El constructor a cargo fue Alberto Phillips Hunneus. El edificio fue diseñado con un estilo neoclásico; en su frontis se puede observar diversos tipos de columnas clásicas, para terminar en un tímpano, muy característico de este estilo arquitectónico. Su inauguración se efectuó a principios de 1910.<br /> <br /> Posteriormente, se adquirió un terreno contiguo donde se instaló una pérgola y jardines, este espacio fue destinado para los bailes. Fue inaugurado en 1927, realizándose acá importantes fiestas y reuniones de vecinos viñamarinos hasta fines de la década de los ochenta.

 

Otras Columnas

» Ver todas las Columnas


OPINA

  • Verificación Anti SPAM, Ingrese el resultado de la siguiente operación4+3+2   =