Tell Magazine

Entrevistas » Deporte

EDICIÓN | Junio 2018

Navegante

Javiera Román, piloto
Navegante

A pesar de no provenir de una familia ligada al mundo automotor, la pasión por los autos tiene a Javiera Román en una expectante carrera como navegante en el campeonato nacional Rally Mobil, donde este año suma dos victorias junto a Martín Scuncio, en la serie R2.

Por Érico Soto M. / Fotografía Sonja San Martín D.

Con veintisiete años, Javiera Román ha dedicado los últimos años de su vida al automovilismo. Específicamente al rali, especialidad donde posee una interesante trayectoria como copiloto, con la misión de interpretar las hojas de ruta y la responsabilidad de guiar al equipo hacia lo más alto de la clasificación.

Desde que partió, hace cuatro años, ha sido navegante de diferentes pilotos del Rally Mobil: Guillermo Walper, Jorge Riquelme, Joaquín Ruiz de Loyzaga, Samuel Israel y Patricio Muñoz. Desde el año pasado, se sumó al equipo Point Cola, con la conducción de Martín Scuncio, con quien este año ganó las fechas de Concepción y Los Ángeles, en la competencia nacional, constituyéndose en toda una revelación dentro del circuito.

Considera valioso haber aprendido un poco de cada uno, sacando buenas experiencias y mejorando en camino a un desafío mayor, que es, en algún momento, dar el salto hacia la conducción.

CAMPEONATO NACIONAL

Hablar del Rally Mobil es hacerlo de la principal competencia automovilística del país, pues se ha consolidado como el circuito tuerca más importante de Chile, con fechas durante gran parte del año, recorridos en diferentes regiones y categorías abiertas a máquinas de Clase Mundial (R2, R3 y R4).

Una de las apuestas de esta competencia, y particularmente de Concepción, es optar a recibir una fecha del Campeonato Mundial de Rally, por lo que fue considerada como candidate event o aspirante para quedarse con alguna de las próximas etapas del máximo certamen internacional de automovilismo off road.

La instancia tuvo carácter de premundial, por lo que las autoridades de la Federación Internacional de Automovilismo (FIA) y del World Rally Championship (WRC) visitarán Concepción por segunda vez para confirmar las fechas del WRC de los años 2019, 2020 y 2021.

¿Cómo fue haber sido local y ganar en Concepción?

Genial, porque deben ser los caminos más difíciles de Chile. Fue una fecha postulante al Rally Mundial, por lo que hubo mucha preocupación, fueron muy estrictos y sutiles con las medidas de seguridad. Pusimos nuestro esfuerzo para que funcionara, por la dificultad de la etapa y porque queríamos lograr algo importante.

Un triunfo que se confirmó ganando la siguiente fecha en Los Ángeles…

Sí, ya habíamos dado la sorpresa en Concepción, pero ganar de nuevo en Los Ángeles fue todo un mérito, así es que estoy muy contenta. Ambas fechas fueron difíciles. Concepción, por el tipo de ruta; pero en Los Ángeles, fue aún más complicado por la lluvia, la que provocó mucha dificultad para la conducción. Entonces, tanto para el navegante como para el piloto, fue muy exigente.

ÚNICA MUJER

¿Cómo ha sido la experiencia de ser la única mujer del circuito?

Al principio, debo reconocer que fue difícil. Una intenta hacer las cosas bien, pero está ese prejuicio de que las mujeres no saben o no se la pueden. Gracias a Dios, me he sabido defender, y ha sido una bonita experiencia. Hoy me siento querida por todos.

¿Cómo lo has podido llevar adelante?

Poniéndole fuerza. Demostrando que la pasión es real, porque a muchas personas les gusta, pero solo cuando realmente te apasiona, lo llevas a la acción. En algún momento espero concretar mi sueño de ser piloto, pero hay que ir paso a paso, ser mejor primero en algo y pasar luego a lo siguiente.

¿Qué significa ser copiloto para ti?

Mucho. Primero, una presión enorme, porque es una gran responsabilidad. Pero es una sensación impagable e inigualable. Implica una gran descarga de adrenalina, porque vas guiando al piloto, entregando instrucciones y asumiendo que hará lo correcto.

¿Cómo has podido complementarte con Martín Scuncio?

Con Martín, nos hemos hecho muy amigos, lo que ayuda harto, porque es importante la confianza y que tengamos una buena relación, para aprender a comunicarnos las cosas de una mejor manera. Ahora vienen las próximas fechas. Esperamos la de Frutillar, donde el año pasado tuvimos un accidente, e iremos por la revancha. El objetivo siempre es estar en el podio, sumar puntos y obtener un lugar importante en el campeonato.

DÍA A DÍA

¿Cuál es la relación entre tu vida cotidiana y el automovilismo?

De las veinticuatro horas del día, paso veinte pensando en autos. Sueño con eso, así que estoy todo el día atenta a las noticias, informaciones… Incluso me cambié de carrera, ahora estudio Ingeniería en Maquinaria y Vehículos Automotrices en INACAP, para complementar mi trabajo como navegante y abrirme puertas en el ámbito que a mí me gusta, que son los autos. Mi día a día está relacionado con los motores y las tuercas. Además, estoy entrenando harto en el gimnasio, para desarrollarme físicamente y estar en buena condición para las carreras.

¿La familia ha apoyado tu carrera?

Al principio fue súper difícil. Ellos no lo entendían mucho, porque se escapa de lo que está preestablecido. Además, consideraban que era una locura que me subiera a autos de carrera, siempre con el riesgo de chocar. Hoy, afortunadamente, cuento con el apoyo de mis padres, que me han permitido dedicarme a esto. Algo que valoro mucho, porque mi familia no venía del mundo tuerca y, por lo mismo, saben que me ha costado más.

¿Qué opinión te merecen las manifestaciones por la reivindicación de los derechos de la mujer?

Encuentro que está súper bien que se manifiesten. En mi caso, me siento afortunada, porque estudio una carrera donde mis compañeros y profesores son todos hombres, pero he sido recibida con cariño y respeto. Los profesores nunca hicieron una diferencia conmigo, al contrario, me incluyen en todo tipo de trabajos y lo mismo en el taller. Y en el rali también, porque he tenido una buena recepción de compañeros, amigos, producción, prensa, etcétera. Pero debo reconocer que al principio no fue fácil, porque se subestima a una mujer que parte en el mundo tuerca. Hoy no, me reconocen y eso se agradece mucho.

¿Cuáles son tus sueños o desafíos?

Me encantaría algún día ser piloto, pero eso va paso a paso. Mi gran meta es internacionalizarme, obviamente, porque me encantaría correr afuera y destacarme bien en ese ámbito. Y, con el tiempo, tener otras posibilidades.

 

“En algún momento espero concretar mi sueño de ser piloto, pero hay que ir paso a paso, ser mejor primero en algo y pasar luego a lo siguiente”.

“El objetivo siempre es estar en el podio, sumar puntos y obtener un lugar importante en el campeonato”.

Otras Entrevistas

Negocio familiar
Mundo Empresarial
Naturaleza viva
Cultura
NO MÁS BASURA
Mundo Empresarial
» Ver todas las entrevistas


OPINA

  • Verificación Anti SPAM, Ingrese el resultado de la siguiente operación3+9+3   =