Tell Magazine

Espacio Inmobiliario » Espacio Inmobiliario

EDICIÓN | Diciembre 2017

MUCHO MÁS QUE UN JARDÍN

Alejandra Gil y Macarena Ugarte, paisajistas

Que el jardín sea un cuadro, esa es la apuesta. Incorporando macetas, fuentes de agua, recorridos, piedras y arte, nos invitan a gozarlo el año completo y a salir de lo tradicional. Dos paisajistas que se atreven.

Por Carolina Vodanovic/ Fotos Andrea Barceló

Complementarias, creativas y muy comprometidas, esa parece ser la clave. Macarena Ugarte y Alejandra Gil estudiaron Ecología y Paisajismo en la Universidad Central y aunque no siempre trabajaron juntas, desde hace un tiempo desarrollan proyectos que resultan particularmente innovadores.  Muy lejos de la tendencia minimal, proponen diseños en los cuales se resta presencia al pasto y en que aparecen patios semiduros donde abundan las flores, las macetas de greda, las plantas acuáticas, el recorrido con sentido y, por supuesto, el arte.

 

Con ocho meses y medio de embarazo, Alejandra, que espera su cuarto hijo, suma a la ecuación más de veinte años de trabajo junto a su hermana y decoradora, Clara Gil. Aquí el proyecto de paisajismo es visto como un todo, y antes de tirar cualquier línea recorren la vivienda y proyectan el patio mirándolo como si fuera un cuadro. Macarena, por su parte, goza con los detalles, y busca hacer de los rincones más recónditos un ambiente especial, que invite a la lectura, a la contemplación, o simplemente que sirva de vitrina para una escogida pieza de arte. La fusión resulta perfecta.

 

“Estamos muy lejos de ser ponedoras de plantas, proponemos un paisajismo mucho más atrevido. Somos súper arquitectónicas y mezclamos mucho este lado más cuadrado, con detalles cálidos como la greda… Si vemos que un jardín es plano, lo soltamos con líneas de mano, pero la gran gracia de nuestras macetas y de las piezas de arte que incorporamos, es que nos permiten un juego de alturas que logran una completa armonía”, explica Macarena.

 

Para la artista María Teresa Haeussler, quien ha participado en varios de estos proyectos, la armonía que mencionan viene porque la escultura y la naturaleza son un complemento perfecto: “las obras, además de acompañar bien un jardín, tienen la bondad de hacer que un espectador pueda detenerse a mirar una escultura e interpretarla junto a un entorno tranquilo y acogedor. La escultura aporta al jardín cierto lujo, un punto de interés distinto y hay quienes valoran esto. En nuestra historia los jardines siempre se acompañaron con grandes obras de arte, y espero que esa tendencia vuelva con fuerza en las nuevas generaciones”.

 

Claro que por tratarse de esculturas de exterior hay ciertas reglas de durabilidad y permanencia en el tiempo que deben cumplirse. “Es ideal usar materiales como el bronce, el fierro y el aluminio, también la piedra y el concreto, además de algunas resinas que funcionan bien… Las esculturas que yo propongo para un patio duro o semiduro, son de formato grande para que jueguen bien con las plantas y macetas. Las formas curvas en mi obra son inspiración de la naturaleza, aquí no existen líneas rectas, salvo el pedestal que las sostiene”, comenta.

 

MÁS ALLÁ

 

Con una línea de diseño similar, Macarena y Alejandra apuestan porque el jardín sea un espacio cada día más vivible, “hoy en día el patio es mucho más que el lugar donde está la piscina, hoy tiene vida y están de moda los quinchos, los juegos, las casitas de muñeca. El hecho de incorporar arte en el jardín lo vuelve mucho más entretenido. La idea es mirar distintos rincones y encontrarse con sorpresas. Vamos mezclando elementos, jugamos con piedritas, maceteros, senderos y se vuelve algo fascinante”, cuenta Alejandra.

 

¿Y por qué las macetas?

M.U.: Porque son una solución perfecta, tanto a nivel práctico como estético. Por una parte, acaban con la humedad, cosa que a los clientes les preocupa mucho; hoy en día ponemos cero riego y vegetación pegados a la casa, por ello, la maceta y la piedra en un patio semiduro resultan perfectos. Por otro lado, son un aporte estético, nos dan movimiento por cuanto tienen distintos diámetros y alturas, además que nos permiten jugar con la direccionalidad. Un sendero acompañado de macetas siempre acaba en algo que sorprende o en un rincón que invita a la lectura y la contemplación.

 

“Hace un año hicimos un jardín que era en un bosque y dada las raíces de los árboles, no se podía plantar, le dimos hartas vueltas porque queríamos incorporar plantas y la solución fueron los maceteros. Hoy está lleno de boj, azaleas, y rododendros, le dimos vida al estrato bajo del bosque, todo acompañado de piedra ágata… En otro jardín también necesitábamos poner maceteros, dado que se trataba de un patio duro, y ahí la propuesta consistió en macetas con plantas acuáticas. Siempre elegimos las macetas de greda, pues aportan mucha calidez”, cuenta Alejandra.

 

Con una mirada verde y conscientes de la importancia del ahorro del agua, han optado por jardines con un dejo zen, donde el pasto deja de ser un elemento esencial. “La tendencia nos habla de jardines autosustentables, con un riego súper tecnificado que evite las aspersiones gigantescas de agua. La última generación de programadores incluso identifica si está lloviendo y se apagan. Hay una tendencia a cuidar el agua, una gran preocupación por la naturaleza y nosotras no somos ajenas a eso”, cuenta Macarena.

 

¿Qué se viene en paisajismo?

A.G.: Diría que hoy en día hay para todo, está súper abierto; el muro vertical está de moda pero en Chile el clima no acompaña para eso. También hay unos huertos verticales muy entretenidos y tener un huerto en el patio definitivamente es tendencia, todos quieren un espacio reservado para lechugas o hierbas. En los jardines delanteros de las casas se está sacando el pasto y se coloca mucho sobresuelo, requiere menos agua y mantención.

 

M.U.: Lo otro que estamos observando, es que hoy en día se integra el spa en el jardín de la casa. Cuando hemos visto esos baños con visión hemos ido incorporando el concepto. Cuando vamos a diseñar un jardín nos paseamos por toda la casa y ahí surgen ideas maravillosas, como una que hace poco realizamos inspiradas en las termas geométricas de Villarrica. Hicimos una pasarela elevada que nace en el baño, pasa por el dormitorio principal y llega al jacuzzi. Incorporamos especies sureñas tales como coigües, helechos, lirios, ficus repens, laurel de comer y azaleas, y por supuesto que macetas. No pueden faltar.

 

“Nosotras tratamos de salir de la moda, lo que estamos haciendo hoy lo están haciendo muy pocos; optamos por menos hormigón, no queremos minimalismo, nosotras estamos llenando los espacios. Hemos innovado, pues estamos volviendo a la flor, estamos volviendo a un jardín más romántico, buscamos que tengan flores durante todo el año”, cuenta Alejandra.

 

¿Qué hay de cierto en que los hombres hoy día influyen en las decisiones de paisajismo?

M.U.: Todo el rato, hoy los hombres la llevan en temas de decoración y paisajismo, y buscan participar; hoy tienes que incorporarlos, porque si no se enojan. Este es un fenómeno nuevo y nos encanta porque son prácticos; una vez que les gusta la propuesta nos dan el visto bueno inmediatamente.

 

Las macetas son una solución perfecta tanto a nivel práctico como estético. Por una parte, acaban con la humedad, cosa que a los clientes les preocupa mucho; hoy en día ponemos cero riego y vegetación pegados a la casa, por ello, la maceta y la piedra en un patio semiduro resultan perfectos. Por otro lado, son un aporte estético, nos dan movimiento por cuanto tienen distintos diámetros y alturas.

“Estamos muy lejos de ser ponedoras de plantas, proponemos un paisajismo mucho más atrevido. Somos súper arquitectónicas y mezclamos mucho este lado más cuadrado, con detalles cálidos como la greda… Si vemos que un jardín es plano, lo soltamos con líneas de mano, pero la gran gracia de nuestras macetas y de las piezas de arte que incorporamos, es que nos permiten un juego de alturas que logran una completa armonía”.

“Nosotras tratamos de salir de la moda, lo que estamos haciendo hoy lo están haciendo muy pocos; optamos por menos hormigón, no queremos minimalismo, nosotras estamos llenando los espacios. Hemos innovado, pues estamos volviendo a la flor, estamos volviendo a un jardín más romántico, buscamos que tengan flores durante todo el año”.

Otros ESPACIO INMOBILIARIO

» Ver todas los espacio Inmobiliario


OPINA

  • Verificación Anti SPAM, Ingrese el resultado de la siguiente operación5+6+5   =