Tell Magazine

Entrevistas » Mujer

EDICIÓN | Septiembre 2017

EMPODERADA

Lorena Sabando, directora Radio Condell
EMPODERADA

Su prioridad es entregar información y herramientas que sirvan a las personas de acuerdo a su entorno y ciudad, a través de una programación hecha por y para curicanos. Aquí los días de Lorena Sabando, directora de la radio Condell.

Por Bernardita Watkins V. / Fotografía: Francisco Cárcamo.

Lorena (38) estudió periodismo en Concepción y desde sus primeras vacaciones universitarias trabajó en el diario La Prensa en Curicó, su ciudad natal, lo que continuó haciendo cada verano como practicante hasta que se tituló y fue contratada por este mismo medio. “Trabajar en un medio de comunicación en provincia es una gran ventaja y una gran escuela, uno hace de todo: tribunales, policial, campo, crónica. El desafío es que, sea como sea, debes tener una noticia y ser lo suficientemente creativo para llenar un espacio tanto en el diario como en la radio; ambos medios son muy exigentes en ese sentido. La clave es la creatividad e ir formando una buena red de contactos”.

 

TRAS EL MICRÓFONO

El año 2005, llegó al área de prensa de Radio Condell iniciando una exitosa carrera que ha construido con esfuerzo. A su llegada fue apadrinada por su compañero Marcos Rodríguez y por el director, Rodrigo Peralta, quienes le enseñaron y la ayudaron. Después de cuatro años en prensa, trabajó tres años en la Municipalidad de Sagrada Familia —localidad de la zona—, hasta que, el 2013, regresó a la radio como directora.

 

¿Cómo asumiste el desafío de ser la directora de Radio Condell?

Fue muy sorpresivo para mí. Fue difícil siendo mujer introducirme a un mundo muy masculino. Debes aprender lo técnico de la radio, la electricidad, conocer los temas de las antenas, los transmisores, los anillos... Era un desafío saber todo, aprendí preguntando, en la práctica y con la ayuda del equipo. Otro gran desafío fue volver como jefa de quienes habían sido mis compañeros y me planteé con amabilidad. En la radio trabajar en equipo es fundamental; cuando falta alguien se nota mucho.

 

¿Qué proyectos has desarrollado dentro de la radio?

Desde que asumí como directora, me he propuesto mantener la identidad de Radio Condell como una radio curicana, con temas, noticias y profesionales que tienen que ver con la provincia de Curicó. Los sábados tenemos un programa muy curicano que ha logrado un gran interés de los auditores, destacando músicos, cultura y personajes de la zona. También a personas que desde esta ciudad hacen grandes aportes a la comunidad y nos cuentan su experiencia. Además, hemos logrado traer abogados, enfermeras, médicos y otros profesionales alternativos del área de la salud, abriendo la radio a personas que entregan sus conocimientos a través de este medio y nos ha ido súper bien.

 

¿Cómo definirías tu estilo?

Soy muy de reportear. A la gente le gusta contar sus proyectos en cualquier lado... Es en la calle donde conversas con las autoridades, por ejemplo, después o antes de una ceremonia. O en las conferencias de prensa… los grandes golpes noticiosos han sido porque he estado en terreno, no porque la noticia venga a mi oficina. Soy periodista, esa es mi esencia, y eso transmito al equipo de prensa. Estamos contentos porque hemos logrado hacer un noticiero muy bueno, que marca la pauta y muy consciente de lo que necesita Curicó.

 

¿Cuál es la clave para elaborar un buen noticiero?

No ser alarmista y no inflar información que hay que tomar con mucho respeto, como accidentes o nombres de personas fallecidas. Lo mismo ante una denuncia, siempre nos demoramos un poco más.

 

¿Hay alguna transmisión que te haya marcado?

Todos los accidentes y los incendios, donde hay personas que han muerto… son tremendos. Siempre trato de ser muy respetuosa.

 

¿Desde tu posición, cuál es tu aporte a la comunidad?

Siempre entregar un tema o información que le sirva de acuerdo a su entorno, al barrio y ciudad en la cual vive —Molina, Licantén, Vichuquén, Rauco—. Nuestro compromiso es entregar herramientas y entretención a través de la programación general, o programas específicos y también ayudar a la gente a denunciar sus problemas.

 

¿Qué desafíos te has planteado para el mediano plazo en la radio?

Dar más frescura a la radio y potenciar la señal de la costa: Licantén, Vichuquén, Gualañé...

 

¿En qué posición dejan las redes sociales a la radio?

Ante cualquier medio, siempre voy a preferir la radio. Cuando dicen que la radio tiene algo especial, es cierto. Su magia, instantaneidad y credibilidad es inigualable. Para mí, las redes tienen más cosas negativas que positivas. La gente las utiliza más para enojarse y denostar al otro que como una herramienta para encontrarse. Es salvaje cómo las personas se destruyen a través de ellas, olvidándose de sus deberes. Creen que sólo tienen derechos y dejan de lado sus obligaciones como ciudadanos y como seres humanos. Creo que tenemos el deber de no maltratarnos y de enseñarles a nuestros hijos a no maltratarse. Es nuestro deber, de lo contrario nos convertimos es una selva.

 

LAS RENUNCIAS

Al igual que para toda mujer que es madre y trabaja, para Lorena hay un antes y un después de la llegada de su hijo Clemente. Determinada y resuelta, es divorciada y cría sola, aunque vive con su madre. Defensora de las mujeres, destaca que se saca el sombrero por su género y que, sin duda, son las mujeres quienes lideran en la casa.

 

¿Ha habido renuncias importantes en tu vida personal por tu trabajo?  

Sí, indudablemente cuando eres mamá, todo cambia, pero a sus seis años, hay cosas que mi hijo ya entiende. Por ejemplo, que no pueda ir a dejarlo todos los días al colegio. Hay tiempos en el día en que no puedo estar con él o fines de semana en que tengo que trabajar, días en los que a las cinco de la mañana me tengo que levantar por algún accidente. Sin embargo, vivimos en provincia y todo se puede equilibrar muy bien. Trato de llegar temprano a la radio para llegar a mi casa a una hora prudente en la que pueda hacer tareas con él, bañarlo y acostarlo. Se entiende que el hombre llega tarde y no ve tareas, doctores, hora del té con los niños, ni nada doméstico o relacionado a los hijos. Sin embargo, las mujeres, aunque trabajemos, lo hacemos siempre. Nos toca así, es así.

 

¿Qué te hace feliz?

Mi tranquilidad es impagable, eso me hace feliz. La tranquilidad de tener un trabajo, poder darle educación a mi hijo, tenerlo cómodo dentro de mis posibilidades y tomarme la vida siempre con humor, eso para mí es primordial. No me gusta la gente que se queja por todo. Creo que la vida es corta y debemos aprovecharla, entonces todo lo que se nos presenta, un café, una reunión con una amiga, un trago en la noche, aunque sea martes y haya que trabajar, si tenemos ganas, ¡hay que hacerlo! 

Me hace feliz vivir tranquila y funcionar con mi hijo de acuerdo a mis tiempos y necesidades, pero disfrutar. Y eso se lo enseño a él también: disfrutar de un helado, de ir a la Alameda o subirse al metro en Santiago como un paseo. También le enseño a disfrutar el trabajo y le digo que es importante y necesario para que tengamos esta vida, aunque sé que es muy chico.

 

¿Qué te hace sentir orgullosa?

Mi hijo Clemente, sin duda. Lograr sacarlo adelante y eso se ve reflejado en las reuniones con la profesora o ver cómo se comporta socialmente. Que él avance como persona y verlo feliz. También estoy orgullosa de todo lo que he logrado laboralmente, haber tenido la oportunidad de los trabajos y las responsabilidades que me han dado.

 

¿Consideras que las mujeres son el sexo fuerte?

Siempre voy a destacar y me voy a sacar el sombrero por las mujeres que trabajan, ya sea en la casa o afuera, porque nosotras la llevamos, somos fundamentales para todo y por eso creo que las políticas a nivel país están al debe con la mujer: posnatal, licencia para cuidar a los hijos que están enfermos, sueldos igualitarios y adecuar nuestros horarios, porque trabajamos igual o más que los hombres. Para mí no sería una locura entrar a las siete de la mañana, si pudiese salir a las cuatro. Sería espectacular y lo haría feliz, pero la gente en Chile no está acostumbrada a eso. Y falta además respeto por la mujer, debemos entender que nos deben respetar y no lo digo desde un punto de vista machista, uno lo ve en la calle... ese piropo callejero es salvaje, es agresivo. 

 

“Soy muy de reportear… los grandes golpes noticiosos han sido porque he estado en terreno, no porque la noticia venga a mi oficina”.

“Las políticas a nivel país están al debe con la mujer: posnatal, licencia para cuidar a los hijos que están enfermos, sueldos igualitarios y adecuar nuestros horarios, porque trabajamos igual o más que los hombres”.

Otras Entrevistas

Murales vivos
Cultura
DISCO DE ORO
Deporte
» Ver todas las entrevistas


OPINA

  • Verificación Anti SPAM, Ingrese el resultado de la siguiente operación2+5+6   =