Tell Magazine

Columnas » Astronomía

EDICIÓN | Abril 2017

“CÍRCULO DE FUEGO” EN COYHAIQUE

Por Arturo Gómez M., ex astrofotógrafo del Observatorio Interamericano Cerro Tololo
“CÍRCULO DE FUEGO” EN COYHAIQUE

A las nueve de la mañana, cientos de ojos miraban al cielo esperando el momento del inicio del eclipse anular, llamado poéticamente “Círculo de Fuego”. Los telescopios mostraban a las personas las diferentes etapas del evento y a medida que avanzaban los minutos, la gente comenzaba a gritar y a aplaudir. Como el sol estaba cubierto por la Luna, la temperatura comenzó a bajar rápidamente y "la piel de gallina" en los brazos se notaba fácilmente.

Las fechas de los eclipses de sol y de luna se conocen con muchos años de anticipación.

Basta buscar en Google para que aparezca una lista con fechas y horarios, además del lugar geográfico en donde se verá mejor el eclipse. Con esa información en la mano, SERNATUR y la Municipalidad de Coyhaique, pensaron que el eclipse de sol a fines de febrero, sería un buen momento para reunir a miles de personas en su ciudad. Para ello, y con varios meses de antelación, invitaron a diferentes instituciones nacionales para dar charlas y mostrar con telescopios los cielos de la región.

Fueron tres días con sus noches, en las cuales cientos de niños y adultos tuvieron la oportunidad de mirar, por vez primera, la nebulosa de Orión o la estrella brillante de Sirio. Lo más interesante fue la compra, para regalar en forma gratuita, de anteojos solares y así evitar daños a la retina. Casi dos mil lentes se entregaron a los habitantes, el día anterior y en las horas previas al eclipse anular.

Se denomina anular, porque la Luna no alcanza a cubrir al ciento por ciento el disco del sol. Es decir, queda un círculo solar visible, llamado poéticamente "círculo de fuego". La franja del máximo del eclipse comenzaba en el océano Pacífico, pasaba por Chile, en la Región de Aysén, seguía por Argentina, el océano Atlántico y terminaba su recorrido en África.

La línea aérea nos indicaba que sus aviones llegaban llenos de pasajeros para el evento, sin contar aquellos turistas que lo hacían por tierra a Coyhaique desde Puerto Montt, por la Carretera Austral. Muchos grupos de astrónomos profesionales y amateur, esperaban con ansias el día del eclipse.

Domingo 26 de febrero, a media mañana, era el comentario general de la ciudad.

Las charlas y talleres astronómicos, eran repletados por decenas de estudiantes y público en general. La parte más temerosa era el tiempo, es decir, las nubes y lluvias que se producen con facilidad en aquella región. La página meteorológica —www.calsky.com—, que siempre he comentado por su exactitud y que la he entregado a ustedes en artículos anteriores, me indicaba que el día sábado tendríamos lluvia y nubes; pero que el día domingo 26, el cielo estaría despejado.

 

Al amanecer del domingo el cielo estaba transparente y despejado. Tomé mi telescopio y me fui al lugar del encuentro, a la plaza donde está el Monumento al Pionero. A las nueve de la mañana, cientos de ojos miraban al cielo esperando el momento del inicio del eclipse. Los telescopios mostraban a las personas las diferentes etapas del evento y a medida que avanzaban los minutos, la gente comenzaba a gritar y a aplaudir. Como el sol estaba cubierto por la Luna, la temperatura comenzó a bajar rápidamente y "la piel de gallina" en los brazos se notaba fácilmente.

Pasadas las 10:30 de la mañana la plaza era un caos generalizado. Muchos canales de TV enviaban las imágenes al mundo, desde Coyhaique, de uno de los eclipses de sol que darán inicio a otros eclipses que tendremos el 2019 en el Valle de Elqui y el 2020 en Villarrica y Pucón.

Les recomiendo planificar, desde ya, las visitas a estas ciudades con la familia, porque esos eclipses serán totales, es decir, el día se transformará en noche, siendo visibles las estrellas y los planetas. Recuerden que los años pasan rápido y que, de pronto, el 2019 estará al alcance de la mano.

 

Otras Columnas

» Ver todas las Columnas


OPINA

  • Verificación Anti SPAM, Ingrese el resultado de la siguiente operación7+9+7   =