Tell Magazine

Entrevistas » Cultura

EDICIÓN | Marzo 2014

Artesanía en papel

Paulina Jara, diseñadora
Artesanía en papel
En una pequeña casita, ubicada en Villa Alemana, la creatividad de Paulina respira color. Papeles, cuencos, libretas, magnetos, aros y llaveros teñidos con anilina vegetal. Todo es posible de crear a través del papel y la técnica del reciclado, el sello inequívoco de esta diseñadora. “El reciclaje no es una moda. Es una forma de vivir”, sentencia.

Por Macarena Ríos R. / fotografía Teresa Lamas G.

Es verano en Quebrada Escobares y Paulina no tiene tiempo que perder. Dice que cada estación conlleva un tipo de proceso y que ahora es la época de mayor producción, ya que el sol y el calor son ideales para secar los cuencos, los papeles y las joyas que nacen bajo sus manos. Es verano. El sol ha secado las fibras de algunas flores como la azucena rosada y la teatina y ya es tiempo de recolectarlas. Junto a otras hojas secas, ramas y fibras servirán como materia prima para la elaboración de sus papeles y de lo que se le ocurra en el momento.
 
A simple vista se diría que Paulina crea figuras de papel maché, pero no. Son hechas a base de pasta de papel, una especie de papel maché, pero más rígido, que permite que los cuencos sean utilitarios.
 
 
DISEÑO PAPEL
 
El papel reciclado siempre fue un tema en su vida. Aún antes de estudiar diseño, aún antes de conocer los beneficios de la arte terapia y practicarla. La búsqueda de nuevas texturas y acabados la llevó a experimentar con yeso, con cemento, con tiza, con harina. “Da lo mismo el aglutinante, porque cada producto es diferente. Lo básico para la mezcla es el pegamento y el papel”.
 
Una cosa llevó a la otra y, el 2010, ganó un Capital Semilla que más tarde la llevó a materializar su sueño: Diseño Papel, junto a ladecoradora de interiores y profesora de arte Alicia Aguirre. Su mamá. 
 
¿Cómo reutilizas el papel?
Todos nuestros trabajos están elaborados con material de desecho, revistas, papeles de embalaje, rollos de cartón, todo sirve. Sin embargo no todos tienen la misma técnica de reutilización del papel y el cartón. De hecho, nosotras trabajamos dos técnicas de reciclaje de papel que son a través de pulpa y por multicapas, además de la pasta de cartón o papel para realizar algunos accesorios como los cuencos.
 
Pero Paulina va más allá. “Buscamos todas las posibilidades que nos brinda el material como arrugar, pegar, cortar, enrollar, etc. Con eso hacemos detalles y accesorios”.
 
¿Cuál es el paso a paso de tus productos?
Es un proceso largo que demora cinco días. Todas estas técnicas y maneras de reutilización deben pasar por un proceso similar que comienza con la recolección del material. Luego este se prepara y selecciona, ya sea moliéndolo, cortándolo o remojándolo, según sea la técnica que se va a utilizar.
 
¿El objeto que más te ha costado lograr?
Con los cuencos definitivamente perfeccioné la técnica y su pintura.
 
¿En qué te inspiras?
Acá hay harto en qué inspirarme, solo tienes que mirar a tu alrededor. Los primeros cuencos que hicimos eran con hojas que se limpiaban y sellaban. Más tarde derivaron en moldes descartables con la forma de la hoja, por eso no hay ningún cuenco igual al otro.
 
LA TERAPIA DEL ARTE
 
Paulina es más que una diseñadora, porque junto con modelar papel y crear diversos productos con tintes de naturaleza, modela el alma de las personas. No contenta con realizar un curso de Terapias de Arte en la Universidad de Chile, tomó un magíster en Educación Emocional en la Universidad Mayor y actualmente trabaja como arte terapeuta, donde ofrece talleres a mujeres, niños y adolescentes.
 
En ciertas épocas del año abre su taller y ofrece diversos cursos con el norte en el reciclaje. Y enseña de todo: a reciclar papel con la técnica de multicapas (reutilizando papeles en desuso), a crear pequeñas
esculturas reciclando papel de diario y revistas, a pintar utilizando papel volantín, a elaborar un colgante para la ventana reciclando tubos de confort, o hacer flores de papel para decorar fiestas y terrazas.
 
“Entre marzo y septiembre damos distintos cursos de reciclaje, con horarios flexibles y cupos máximos de cuatro personas. Todos los cursos tienen la modalidad “hacer y llevar”, por lo que el valor incluye los materiales”.
 
¿Qué venden?
Ha sido una vuelta larga. Si en un principio fueron los papeles y sus diseños, hoy siento que vendemos la experiencia de la naturaleza convertida en un producto. Nos hemos puesto más poéticas en esto.

 

 
“Buscamos todas las posibilidades que nos brinda el material como arrugar, pegar, cortar, enrollar, etc. Con eso hacemos detalles y accesorios”.

Otras Entrevistas

» Ver todas las entrevistas


OPINA

  • Verificación Anti SPAM, Ingrese el resultado de la siguiente operación4+6+5   =